Centros comerciales, tiendas de muebles, negocios de más de 400 metros cuadrados y servicios como peluquerías y barberías reabrieron hoy en Austria con gran afluencia de clientes, dentro del plan de reactivación gradual adoptada gracias a una contención del brote de coronavirus.

Frente a las grandes cadenas internacionales de moda en las principales calles comerciales de Viena se han producido colas de personas que aguardaban -manteniendo la distancia- para entrar en los establecimientos.

En las peluquerías -con reservas y listas de espera llenas- los empleados deben portar mascarilla y pantalla facial protectora, además de guantes, mientras que los clientes también tienen que llevar un tapaboca, aunque se la pueden retirar para recortar la barba o en depilaciones.

El número de clientes que pueden estar dentro de los negocios también se ha reducido al máximo para evitar contagios.

En centros comerciales y demás tiendas de más de 400 metros cuadrados que reabrieron hoy es obligatorio el uso de mascarillas y sólo se permite un cliente por cada 20 metros cuadrados, informó la agencia de noticias EFE.

Las restricciones de movimiento acabaron el 30 de abril, aunque es obligatorio el uso de mascarillas en transportes públicos, supermercados y otros espacios cerrados.

El gobierno de conservadores y ecologistas presentó a principios de abril un plan de levantamiento gradual de las restricciones y cierres, que ya supuso la reapertura el 14 de abril de todos los comercios de menos de 400 metros cuadrados y los parques.

Austria, un país de 8,8 millones de habitantes, tiene casi 15.500 casos de coronavirus, y se han registrado 596 fallecidos.

La caída en el número de contagios y el éxito hasta ahora en la contención de la pandemia han llevado al Ejecutivo a permitir una vuelta gradual a la normalidad.

Desde esta semana es posible volver a ver a amigos y familiares, si bien en los espacios públicos las reuniones estarán limitadas a un máximo de diez personas.

Entre el 4 y el 29 de mayo los escolares de primaria y secundaria volverán de forma gradual a clase mientras que restaurantes abrirán sus puertas el día 15 con limitación de número de clientes por mesa, y los hoteles volverán a acoger a viajeros a partir del día 29.

Desde mediados de mes abrirán otros lugares de ocio, como museos, bibliotecas o zoológicos, y volverán los servicios religiosos a los diferentes templos, siempre con distanciamiento.

Sin embargo, los grandes eventos, tanto culturales como deportivos, seguirán prohibidos al menos hasta el 30 de junio.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202005/458745-austria-coronavirus.html

Fuente: https://www.radio.net.ar/austria-reabre-centros-comerciales-y-peluquerias-cerradas-por-el-coronavirus/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *